¡Oh, Pedro! ¡La tienes tan grande!

sánchez

Estimado, o no, Pedro:

¡Qué tamaño! ¡Vaya proporciones! ¡La tienes muy, pero que muy grande! No me extraña que presumas tanto de ella y que hayas hecho público su tamaño. Ahora serás la envidia de Pablo Iglesias, de Rajoy… ¡hasta de Soraya! Estoy seguro que ni ella habrá visto una tan grande.

Supongo que ya le habrás enviado un WhatsApp a Rajoy.

  • ¿Has visto, Mariano? Tú no la tienes tan grande.

Se habrá quedado mudo… más todavía.

Es bueno que un hombre de estado la tenga tan grande. Si algún día eres presidente del gobierno, podrás presumir de ella cuando viajes. Sólo pienso en la cara de Merkel cuando te la vea y me entra un no sé qué. Sie haben große!, o algo parecido, te dirá. No te extrañes si te mira raro cuando se coma un frankfurt.

Y es que nunca había visto una… uf, no sé cómo decirlo… una… ¡Vamos, que la tienes enorme! No hagas caso a aquellos que dicen que el tamaño no importa. Lo dicen los que la tienen pequeña. Si quieres votantes, necesitas una así, o más grande aún. Porque, mientras estén mirándola, no tendrán tiempo de leer tu programa y darse cuenta que es más de lo mismo. Intenta utilizarla como elemento de distracción. Sácala cuando tengas ocasión. La gente abrirá la boca sorprendida. Y es que es más grande que la de Mas. Es brutal, desproporcionada… Se te ve el cuerpo tan pequeñito que los ojos sólo se dirigen a semejante… ¡¡¡Uah!!! ¡¡¡No sé cómo definirla!!! ¿Tontería? ¡Eso! Tienes la tontería tan grande que cualquiera diría que eres uno de esos nacionalistas a los que criticas por presumir de símbolos identitarios. Porque tú no eres nacionalista, ¿no? Y muy republicano, también.

Em pots seguir al Twitter @blogsocietat i també al Facebook