La desorientación espacio-temporal de Rajoy

rajoy

Estimada, o no, Tele 5:

Esta vez os habéis pasado. Una cosa es que coloquéis a chonis gritonas en un plató para recordarnos a todos que es muy importante aprovechar los años de escolarización si no quieres acabar con Jorge Javier Vázquez a tu lado. Os puedo perdonar incluso que lleguéis hasta el Gran Hermano 50 y que los concursantes estén en una base lunar, pero con Rajoy os habéis pasado. ¡Joder, que ya son cuatro años de reality show! ¿Cuándo vais a revelar al país que todo era un FAKE, un experimento televisivo como el de Évole, pero con un actor que en realidad es, yo que sé, un humilde panadero en Santiago de Compostela que hizo alguna obra de teatro de joven?

En serio, se os ha atragantado “El show de Truman”. Tenéis en nómina a algún guionista con alma de Orson Welles que se ha pasado ya veinte pueblos. Venga, va… ¿cuándo acabará ya el programa? Que si, que conseguir audiencias llevando a la peña a Playa Uva o a Cayo Timón, es muy legítimo. Hortera pero legítimo. Sin embargo, seleccionar en un casting a un mindundi y convertirlo en presidente del gobierno para cachondeo de este país tan necesitado de humor… no sé… parece excesivo. Si es que cada vez que habla muere algún gatito en el mundo. ¿Recordáis cuando la gente se reía con Doña Rogelia, Martes y Trece o el pajarraco del Moreno? Ups, quizá haya doble sentido en este último ejemplo. Eran tiempos de una ingenuidad bestial. Creíamos que la transición era la hostia y que Julio Iglesias cantaba bien (bueno… yo en aquella época era más de Parchís… chís… chís). Lo cierto es que, el hecho de que al presentador del Telediario se le cayese el boli, era motivo de conversación a causa de lo radical del momento. Por eso, creo que esta vez os habéis pasado. Que si un vaso es un vaso y un plato es un plato… que si los españoles son muy españoles y mucho españoles… que si la europea… que si es el alcalde el que quiere que sean los vecinos el alcalde… ¡No se veía semejante museo de desorientación espacio-temporal desde que Colón llegó a América y se pensó que estaba en Supervivientes! Bueno… quizá el desorientado sea yo.

En resumen, Tele 5, no haré rimas con vuestro nombre pero tenéis que prometer que este reality acabará en pocos días. El día 20, para ser más exactos. ¡No puede ser que el panadero de Santiago de Compostela siga dirigiendo este país, por muy colega que sea de Bertín Osborne! Bueno… especialmente por eso.

P.D. Empiezo a sospechar también de Albert Rivera. Estar en tantas televisiones a la vez sólo está al alcance del equipo de producción de un reality show. Cuidadito, La Sexta, que te vigilo.

Em pots seguir al Twitter @blogsocietat i també al Facebook