Carta a Fran Rivera

franrivera

Estimado, o no, Fran Rivera:

¡Qué bonitas son las tradiciones familiares! Me encantan. Conozco a una familia de desactivadores de bombas que conserva la tradición de llevar a los bebés al trabajo. Es precioso ver cómo, generación tras generación, las pequeñas manitas del bebé han cortado los cables. ¿El azul o el rojo?, le preguntan al retoño. Y él responde: ojo, ojo. Gu, gu, gu. Después, con sus deditos regordetes, corta el cable rojo con enorme pericia. Precioso, de verdad. Además, hacen fotos y las cuelgan en el Instagram. Admito que, como rito iniciático es menos peligroso llevar a los hijos al circo, pero hay que respetar las tradiciones, por favor.

Pero, de todas las tradiciones familiares, la que más me gusta es la que puede verse en la película Pulp Fiction. En ella el personaje que interpreta Bruce Willis, busca desesperadamente un reloj que llevó escondido su padre en lo que vendría a ser el culo. Precioso, de verdad. Creo que, ya que eres tan amante de las tradiciones, podrías ser el primer miembro de tu familia en hacer lo mismo con una banderilla. No te preocupes: es arte, es cultura.

Em pots seguir al Twitter @blogsocietat i també al Facebook