El respeto lingüístico #Euskera @AS_CarmenColino

colino

Estimada, o no, Carmen:

Admitiendo que marcar los límites del respeto constituye un ejercicio realmente subjetivo, debo decirte que no estoy de acuerdo contigo. Una falta de respeto es, por ejemplo, gritar paralelepípedo cuando estás comiendo. Especialmente si se trata de polvorones y todos te miran con la boca abierta en la magistral demostración de tus conocimientos sobre geometría. Una falta de respeto es comerse las uñas. Pero no las tuyas, sino las de un amigo tuyo cuando estás viendo la final de la Champions, es el minuto 89 y tu equipo gana por uno a cero. Una falta de respeto es llamar a alguien catalufo, polaco, etarra o nazi, por el simple hecho de no pensar como tú. Y una falta de respeto es considerar que tu lengua es LA LENGUA y que hablar en el resto de lenguas es una falta de respeto. Pero, no sólo es una falta de respeto, también es un insulto a la inteligencia colectiva, a la globalización cultural y al sentido común.

Si alguien te hace una pregunta en euskera, constituye un derecho responder en euskera. Si alguien te pregunta en catalán, constituye un derecho responder en catalán. Si alguien te pregunta en suajili, constituye un derecho responder en suajili. Hacer el gili, sí que es una falta de respeto.

Ya va siendo hora de que sincronicéis vuestros relojes con el 2016. Ya va siendo hora de que hablar en euskera, catalán o gallego no sea una falta de respeto, sino un derecho; de que bajéis de la nube colonial y respetéis el libre uso de las lenguas maternas y de que el castellano deje de ser LA LENGUA y el euskera, el catalán o el gallego, una molestia. Y da igual si en una rueda de prensa el entrenador del Eibar utiliza primero el euskera y después el castellano o al revés. ¿Esto es Madrid y no Eibar? Tengo la impresión de que muchos se pondrán contentos si afirmas que el euskera no es una lengua española. Por cierto, ¿veremos algún tuit tuyo diciendo “esto es Madrid y no París” cuando Zidane hable en francés con un periodista del país vecino?

No tener paciencia no sé si es una falta de respeto pero sí lo es tocar lo que no suena. ¿Sabes qué pasa? Que muchas veces pienso que algunos recurriríais rápidamente a la frase de aquél genial filósofo, pero trasladándola al castellano: “si algo va mal en la central nuclear, culpa al tipo que no puede hablar en inglés”. He olvidado decir que el genial filósofo es Homer Simpson.

Àlex

Em pots seguir al Twitter @blogsocietat i també al Facebook