Principio de no contradicción #Catalanofobia #Fascismo

joseluis

Estimado, o no, José Luis:

En estos tiempos que corren, en los que hay tanta polución intelectual por las redes sociales, resulta muy gratificante encontrar a eruditos como tú, capaces de poner ejemplos de lo que en filosofía se llama principio de no contradicción. Aunque no resulta necesario, a causa de tu privilegiada inteligencia, te voy a recordar en qué consiste. Este principio se enuncia diciendo: “es imposible que algo sea y no sea al mismo tiempo y en el mismo sentido”. Es decir, es imposible que A sea B y no sea B.

En tu inteligente afirmación: “catalan no es español es lo peor q hay en España”, ademas de echar de menos cierto rigor semántico y ortográfico, uno puede tener la impresión de que has combinado un buen bourbon con metanfetamina. Pero no es así. Has intentado ofrecer una reflexión que mezcla magistralmente la filosofía y la lógica en un flashback de lo que ya ofreció Platón cuando en “La República” el personaje de Sócrates afirma: “es claro que la misma cosa no estará dispuesta al mismo tiempo a hacer o sufrir cosas contrarias con respecto a lo mismo y en relación al mismo objeto”. Este principio de no contradicción no debemos confundirlo con preguntas lanzadas al viento después de la lectura de algún tuit como el tuyo. Por ejemplo, la pregunta “¿tú eres tonto o eres tonto?”, no constituye un principio de no contradicción sino un simple chascarrillo, gracioso, pero que en el mundo del pensamiento lógico resulta redundante. Un principio de no contradicción sería decir: todos los intolerantes son imbéciles y algunos intolerantes no son imbéciles. ¡¡¡Meeeeeeec!!! Principio de no contradicción. Porque si afirmas que “todos los intolerantes son imbéciles y algunos intolerantes no son imbéciles” estás exponiendo dos juicios contradictorios entre sí, ya que ambos no pueden ser verdaderos.

¿Un principio de no contradicción sería decir “los españoles son muy españoles y mucho españoles”? ¡No! Esa es una de las muchas meteduras de pata de Rajoy o lo que los romanos llamaban soplapollum. En cambio, y como he mencionado antes, un precioso ejemplo de principio de no contradicción es afirmar “catalan no es español es lo peor q hay en España” porque, si los catalanes no somos españoles y, al mismo tiempo, somos lo peor que hay en España, sólo cabe pedir, con cariño, acuéstate. Acuéstate y sueña. Sueña con el día en el que te des cuenta de que tus reflexiones filosóficas sólo te llevan a la aporía, es decir, a la imposibilidad de resolver un problema si se comienza a partir de ciertas premisas. Eso sí, en el caso de que entiendas que no partes de una aporía, sólo se abre una posibilidad que evite que tu juicio esté formulado bajo una óptica de principio de no contradicción: que los catalanes seamos extranjeros en España. En ese caso, debo darte la enhorabuena. Por fin, nos vamos entendiendo.

En cuanto a lo del jabón, te voy a regalar un precioso dibujo.

Imagenes-con-la-frase-hoy-me-resbala-todo

Àlex

Em pots seguir al Twitter @blogsocietat i també al Facebook

Anuncis