Albiolator, el tuitero bloqueador

albiol

Estimado, o no, Xavier:

Hace tiempo que me tienes bloqueado en Twitter. Tampoco es que me preocupe mucho, si soy sincero. Me pierdo tu maravillosa simpatía pero puedo sustituirla con la gracia de vídeos de gatitos en YouTube y eso me reconforta. ¿Has visto a ése que hace pipí en el inodoro? ¡Qué mono! En fin… Lo que te decía, me tienes bloqueado en Twitter. Eso significa que ni quieres que te lea ni, sobre todo, deseas que te lleguen mis tuits. Tú te lo pierdes. De vez en cuando tuiteo las fotos que se hizo Soraya Sáenz de Santamaría en la sesión pseudoerótica en El Mundo. No se veía semejante carga sexual desde que Heidi tuvo su primer grano de acné.

soraya

Que vaya por adelantado que, como ciudadano, tienes todo el derecho a bloquearme, a mí y a todos los usuarios que quieras. El problema es que no sólo eres un ciudadano. En tus ratos libres entre exaltación patriótica española y exaltación patriótico-deportiva española, también eres diputado del Parlament catalán. Eso significa que eres un representante de la soberanía popular y que, de alguna manera, deberías estar interesado por lo que piensen TODOS los ciudadanos. Ya… lo sé… lo que acabo de decir es más utópico que ver a Rajoy cantando a Sopa de Cabra en un karaoke pero tengo la esperanza de que algunas personas hayan llegado a la política para servir a la gente, a los que les votan y a los que no.

Hay un tipo de inteligencia con la que los diputados deberíais contar en exceso: la inteligencia emocional. Ésta nos permite gestionar las emociones y resulta especialmente importante para que, si accedemos a cargos de responsabilidad, la ira no nos lleve a cometer burradas. Es una especie de balanza emocional que coloca un peso de sensatez, templanza y madurez cuando las pulsaciones se aceleran y llevan al otro platillo a desequilibrar nuestros espacios mentales. Por este motivo, si el tuit de alguien que decora con una estelada su perfil o un comentario desafortunado (o no) te lleva a bloquear a los usuarios de Twitter, permíteme que dude de tu capacidad para gestionar el estrés.

Por otra parte, sospecho que alguna parte de mis impuestos (por pequeñita que sea) se dedica a pagarte el sueldo. Y, aunque sea una cantidad simbólica por lo diminuto de la cifra, también te debes a mí, en tanto ciudadano. ¿Suena demagógico? Pues es la realidad. Tu sueldo no está esponsorizado por el IBEX 35. ¿O sí?

No te reclamo que me desbloquees porque aún tengo muchos vídeos de gatitos por mirar, pero sí quiero denunciar desde aquí la tarima de superioridad moral en la que os habéis subido algunos. Todos bloqueamos a usuarios. De hecho estoy seguro que muchos desearían poder hacerlo con la misma facilidad en la realidad, más allá de las redes sociales. Sin embargo, tener como filosofía el bloqueo a ciudadanos, no me parece una buena manera de relacionarse con la sociedad que se supone que dices defender. ¿O es que sólo gobernarías pensando en tus votantes? Si es así, ya puedes empezar a grabar vídeos como los de los gatitos que hacen pipí en el inodoro, porque de momento no haces ni puñetera gracia.

Àlex

Em pots seguir a

logotw  Twitter @blogsocietat 

Unknown Facebook