¡Fantasma!

golfo

Estimado, o no, Gonzalo:

Veo que el felpudo sigue siendo un objeto muy apreciado en los hogares. Como ornamento estaría para mi gusto a la altura de una escobilla del inodoro o de una foto de Franco. Sin embargo, hay algunos felpudos adorables: el bigote de Aznar, el pelo del pecho de Aznar, Aznar en su totalidad… no sé… muchos. Hay incluso felpudos que contienen un cierto mensaje de socorro.

fotos-originales-de-cuidado-con-el-perro-cuidado-con-los-niños

Compruebo gozoso también que has decidido poner un felpudo en tu casa. Decisión acertada porque te pasas el día en el campo y quizás pises algún que otro excremento animal. Hay leyes de la atracción en el universo que aún están por investigar. “Mierda llama a mierda” dijo un docto profesor de Harvard… o quizás fue el votante de VOX. Lo que queda claro es que un golfista debe aceptar el reto de estar siempre perfecto. Y más si es un patriota machote. Está muy bien poner felpudos. En todo caso es mejor que colocar enanitos de jardín con cara de ir pasados de coca o de Álvaro Ojeda entrando por primera vez en una biblioteca.

No obstante, me ha llamado la atención un hecho. Bueno… tampoco hace falta ser Grissom para darse cuenta. Me refiero a que la estelada está más limpia que la libreta en la que Rajoy apunta sus propuestas para Catalunya. Eso me lleva a dos conclusiones: o el golf te ha enseñado a levitar o es que eres un fantasma. Yo prefiero pensar que la respuesta correcta es la segunda. Y es que desde hace unos años, no es que España se haya llenado de fantasmas, es que han salido todos de golpe a reivindicarse. Tanta nostalgia por el pasado solamente se explica a través de teorías paranormales. Sería la versión española de “El sexto sentido”: a veces veo fachas. Por eso no me extrañaría que tu capacidad, como dices, de utilizar la estelada como felpudo a diario y no mancharla, te sitúa directamente en el territorio de los fantasmas. En todo caso, te felicito. Puedes descartar la escoba y la fregona como animales de compañía y centrarte en cosas más importantes como, por ejemplo, recibir aplausos por tu patriotismo. ¿No escuchas ya a la multitud? ¡¡¡Machote, machote!!! ¡¡¡Ese adulto, patriota es de culto!!!

Me despido deseándote que sigas sin poner los pies en el suelo. Pero no subas muy alto no vaya a ser que un día te despierten con la noticia de que la república catalana ya es una realidad. Mira por dónde, ya no será necesario protestar por lo que representa el himno de España y tú podrás volver a versiones más adecuadas de felpudo:

largate

Àlex_Ribes

Segueix-me a:

logotw  Twitter @blogsocietat 

Unknown Facebook

Llibre a la venda en FNACLa casa del llibreAmazon o Laie només per 17 euros. 

poster

Anuncis