A por ello

albiol

Estimado, o no, Xavier:

Te propongo una idea para tus encendidos discursos patrióticos (que, de tan encendidos, llegan a ser pirómanos). La idea que te propongo es ceder el protagonismo económico a otras comunidades y que Catalunya tenga por fin un superávit fiscal. ¡Quiero ser un subvencionado! Hagamos como las comunidades de vecinos que tienen presidencias rotatorias. Me explico. Llevo toda mi vida escuchando que Catalunya es un motor económico, que si somos ahorradores (tacaños, en el caso de ser un gag de Los Morancos), que si somos negociantes, que si la burguesía, que si bla, que si bla, bla, que si bla, bla, bla… Pasemos el testigo a otras comunidades. Deben estar deseando tener ese protagonismo, que Rajoy diga: “me gustan los extremeños porque hacen cosas” o que Aznar asegure bajo su bigote óptico: “yo hablo asturianu en la intimidad e incluso lo entiendo”. Así, con ese cariño que manifiestan cuando quieren ser Teletubbies rojigualdas. Estoy seguro de que los andaluces desean que el rey mueva su brazo arriba y abajo ante un cuadro de Carlos III (con bastón de mando incluido) mientras les mete bronca. Es un honor que dedique su tiempo a eso y no a preguntarse por qué su cuñado sigue en Suiza comiendo chocolate.

Yo en cambio, como catalán, estoy empezando a desear ser invisible ante según qué ojos, que no me vean, que pase por su lado sin que se active ningún resorte de odio, que se olviden de mí, que no escriban tuits con la palabra catalufo y que dediquen su energía a demostrar que los españoles son muy españoles y mucho españoles. Por eso propongo que el liderazgo económico se vaya a otros lugares.

¿Qué les impide, por ejemplo, a los extremeños innovar, crear start ups o convertirse en Mark Zuckerbergs o Steve Jobs y liderar con ello la realidad económica de España? La imaginación, la creatividad o el riesgo no son patrimonio de nadie. Vivimos en el siglo XXI. Estamos en la sociedad del conocimiento. Know how. Yo sé hacer esto y tú no. Yo he tenido esta idea y tú no. Me inventando el producto de moda en todo el mundo y tú no. En esta época de globalización económica no se trata de fabricar más barato (eso ya lo hacen los chinos), se trata de tener ideas que atraigan capital, que generen valores sociales y económicos, que aprovechen los recursos intelectuales de la sociedad en beneficio del colectivo y que sean atractivos para un mercado global. ¿Por qué los turistas deciden ir a unos lugares y no a otros? ¿Recursos históricos? Sí. ¿Culturales? También. ¿Naturales? Por supuesto. ¿Industria turística? Evidentemente. ¡Venga, Dastis! En vez de balbucear ante periodistas extranjeros y que se te pongan las orejas rojas cuando mientes, mueve el culo y que se conozca en el extranjero hasta el rincón más desconocido y menos visitado para atraer a turistas o para que Mister Dólar ponga pasta. ¿Lo has hecho o sólo te limitas a menospreciar las ansias de crecimiento de Catalunya? Hola, Zoido. ¿Alguien te ha dicho que por cada prohibición hay un ciudadano que decide no arriesgarse a innovar, que estáis castrando posibilidades, que si se estigmatiza la vida asociativa el individualismo y el egoísmo se adueñarán del espacio público, que es mejor buscar otros países en los que desarrollarse profesionalmente porque aquí en cualquier momento te pueden acusar de algo que vaya en contra de la cosmogonía patriotera? Hola, Montoro. Que sí que te ha funcionado lo de echar la culpa a los catalanes (y a otras comunidades) de todos los males que atraviesa la economía pero, o cuidas a quién te da la pasta o se te acabará el negocio más pronto de lo que imaginas. ¿Sigo? Pues eso, Xavier, que otras comunidades cojan el testigo, que innoven, que atraigan capital extranjero, que se cosan al siglo XXI, que demanden mucho más a sus políticos, que se den cuenta de que las banderas son telas que mueve el aire. ¡¡¡A por ello!!!

nou final

Pots seguir el BLOG SOCIETAT ANÒNIMA a:

logotw Twitter @blogsocietat 

UnknownFacebook

tumbñTumblr

Anuncis